"Viento de furioso empuje" se presentó en El Corte Inglés de Barcelona

domingo, 18 de diciembre de 2011

Todo sobre "Viento de furioso empuje"

Amigos, el título de esta primera entrada os dará una idea sobre lo que pretendo al abrir un blog personal: Contaros todo, o casi todo, de mi novela histórica titulada "Viento de furioso empuje". Lo haré encantado, sin bien al ritmo que me permita el desenfreno que produce una etapa de promoción que estimo será larga y a veces frustrante.

6 comentarios:

  1. Publicar un libro es un magnífico modo de empezar año y nuevsa etapas.

    ¡Mucho ánimo!

    ResponderEliminar
  2. Mike: Muchas gracias por tus deseos. Eres el primer comentarista de este blog, lo que supone casi tanto mérito como hacerse con un ejemplar de "Viento de furioso empuje", je, je, je.

    ResponderEliminar
  3. Enhorabuena por el blog, y sobre todo por el libro :)).
    Los que pretendemos ayuntar algunas letras sabemos las dificultades de uno y, sobre todo, otro.
    Veo que eres -o vives- en Mazarrón. Yo ando también por aquí; a ver si podemos conocernos y compartir charla y lecturas; me gustaría mucho.
    Saludos.
    Enrique -o Gaviero-.

    ResponderEliminar
  4. Enrique, muchas gracias por tu amable comentario. Ya que vivimos en la misma población y ambos somos aficionados a las letras, para mí sería un placer que nos encontráramos un día e intercambiáramos opiniones. Quizá la forma más práctica de concertar un encuentro es que le pidas mi número a tu esposa y tengamos un primer contacto telefónico. Hablé con ella hace unos días y me facilitó la URL de tu blog. De modo que no se extrañará si ahora le pides mi número. Un saludo cordial y hasta pronto.

    ResponderEliminar
  5. Me vinculo al blog. Creo que le escribir una novela puede ser un gesto, un esfuerzo largo, por ofrecer algo de lo que la conciencia del que lo culmina, alberga para el bien general, o denuncia. Plantar un árbol, tener un hijo, escribir un libro.
    Un cordial saludo desde ya.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Xesús. Siempre es un halago si el interés procede de quien sabe valorar el esfuerzo. Un saludo cordial.

      Eliminar