"Viento de furioso empuje" se presentó en El Corte Inglés de Barcelona

miércoles, 18 de enero de 2012

Critica de "Viento de furioso empuje" a cargo de Rafael Guerra Sandá


Dice Rafael:

En lo estrictamente literario, la novela, rebosante de acción, engancha desde el primer momento: la trama es fascinante, el desarrollo de la misma y sus giros sorprenden e invitan a seguir leyendo, los numerosos personajes, dotados todos ellos de vida propia, son tremendamente atractivos por la gran cantidad de matices que aportan, huyendo de tópicos y estereotipos. Los diálogos destacan por su profundidad, alejada del lugar común, y mueven a la reflexión, mérito y virtud para nada desdeñables. “Viento de furioso empuje” destila también un estimable sentido del humor que en ocasiones puede provocar en el lector franca carcajada. El clímax final es sorprendente e inesperado… Realmente no apetece dejar de leerla –factor fundamental llegado el momento de valorar una obra literaria y que “Viento de furioso empuje” cumple sobradamente– y al llegar a la palabra “fin” (ansiada y temida al mismo tiempo) queda un cierto regusto amargo al no poder seguir disfrutando de la compañía de Yunán, Witerico y demás elenco de personajes que confieren su particular sello a la novela.

Lea la crítica completa en las páginas de Batiburrillo.

Por mi parte recomiendo no perderse una opinión tan completa y bien elaborada como la de Rafael Guerra Sandá, una de las pocas personas que ha leído dos veces la obra. Ah, se me olvidaba añadir que la crítica de Rafael fue la primera que apareció publicada, de ahí que la rescate hoy, y la incluya en el apartado correspondiente, a modo de un merecido homenaje al primero de mis lectores. 

2 comentarios:

  1. Gustoso, amigo Pedro, recibo tu homenaje.

    Recuerdo perfectamente el sábado 15 de enero del pasado año en el que recibí tu novela; recuerdo haber abierto el documento de Word que aun conservo; recuerdo haberme encontrado con un joven árabe recien llegado a Damasco... y recuerdo haber sido atrapado por una obra que me resultaba imposible dejar de leer.

    Tres veces desde aquel ya lejano enero he leído "Viento de furioso empuje", y las tres he disfrutado de lo lindo. Y además me homenajeas. Más no se puede pedir.

    O tal vez sí. ¿Cuándo vienes a firmar ejemplares por Galicia?

    Un abrazo, Pedro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No dos, como creía, sino tres veces ya leída la novela. Pronto, amigo mío, llegarás a alcanzarme en el número de lecturas de "Viento de furioso empuje" y tal vez estés en mejores condiciones que yo para escribir la segunda parte. Je, je.

      En cuanto a ir a Galicia, una atrayente tierra que imperdonablemente aún no conozco y que por si misma merece un ilusionado viaje y una estancia prolongada, qué más quisiera yo que ir a firmar libros. Eso sería como la miel sobre las hojuelas.

      Eliminar